Durante varias semanas Van Helten ha transformado los antiguos depósitos de hormigón de las Bodegas, ubicados en el Espacio Medio Millón. Todos aquellos que visiten Solar de Samaniego pueden ya contemplar los siete impresionantes murales, de más de 10 metros de altura, que retratan a habitantes de la zona seleccionados por el propio artista y relacionados con el vino. A través de ellos el muralista interpreta la filosofía de la Bodega, Beber Entre Líneas, y entrelaza los procesos creativos del vino y la literatura, recuperando al mismo tiempo un patrimonio industrial vitivinícola que data de 1970. Más información y reservas para visitar la Bodegas aquí.